El jugador del Sonsonate FC, Paolo Suárez, le mostró su apoyo a Rubén Alonso a través de su cuenta oficial de twitter, donde afirma que lo mira como "casi un padre".

Tras terminar el juego en el estadio Gregorio Martínez el domingo por la tarde, entre Chalatenango y Alianza, con victoria para los albos, el entrenador Rubén Alonso renunció a la dirección técnica del cuadro norteño, pero Francisco Peraza, presidente del equipo chalateco, lo llamó corrupto y provocó la ira del charrúa.

"Un gran amigo del fútbol y casi un padre para mí de las pocas personas honestas que he conocido en el fútbol #granderuben", escribió Paolo Suárez.

Comentarios